Formas en que Netflix puede reimaginar la publicidad moderna

1400 760

Tomado de Marketers by Adlatina

(Ad Age) – La publicidad no tiene por qué arruinar a Netflix.

Lo que los fanáticos de la televisión pandémica han estado temiendo, está finalmente sobre nosotros: Netflix dejará de ser una plataforma sin publicidad.

Cuando se supo que Netflix estaba en conversaciones con Google para crear una opción con publicidad, me pregunté si seguiría el camino fácil de introducir pausas publicitarias durante cada programa a la manera de Hulu, o aprovecharía la oportunidad de reimaginar lo que podría ser una plataforma publicitaria moderna. Todos deberíamos esperar lo segundo.

Al fin y al cabo, nadie está obligando a Netflix a seguir las reglas establecidas por la televisión lineal del siglo XX. Como mínimo, debería intentar que la publicidad sea soportable para un público acostumbrado a ver temporadas completas de ‘Emily in Paris’ sin interrupción.

Como alguien que lleva tiempo siendo torturado por los anuncios en las plataformas de streaming y creando anuncios que posiblemente han torturado a otros en esas mismas plataformas, me siento en una posición única para ofrecer algunas ideas sobre cómo hacer que la experiencia sea buena para los anunciantes y los espectadores.

Poner el intercambio de datos en manos de los usuarios

En lugar de complicarse con las decisiones sobre privacidad/jardines, quizás Netflix podría dejar que sus usuarios decidieran cuántos datos se comparten y con quién. ¿Y si las cuotas mensuales estuvieran vinculadas a la voluntad de los usuarios de compartir datos? ¿Están dispuestos a compartir su edad, código postal y situación familiar? Eso es una cuota. Si se añaden los ingresos de la familia y el número de coches, es más barato. ¿Está dispuesto a realizar también dos encuestas al año? Eso podría ser incluso gratuito. Un usuario puede optar por no compartir ningún dato y eso también estaría bien, pero sería más caro.

Diga no a la repetición de anuncios

Cualquiera que vea Hulu con apoyo publicitario lo sabe todo sobre la repetición de anuncios. No es raro ver el mismo anuncio en todas las cápsulas comerciales de un programa. Es muy molesto. Hulu afirma que tiene límites de frecuencia y otros programas que evitan la repetición, pero esto sólo se aplica a los compradores de avisos que lo hacen a través de la plataforma. Cualquiera que compre de forma programática tiene cero control sobre el orden de los avisos dentro de un episodio o un control fino de la frecuencia.

Netflix debería trabajar con un DSP como Trade Desk para resolver esto. Poder controlar la frecuencia de los avisos abriría muchas posibilidades creativas para los anunciantes.

Retener el inventario para grandes eventos

Imagínese que el estreno de la segunda temporada de “El juego del calamar” sólo estuviera disponible mediante compra directa a un precio superior. Los anunciantes ganarían cierto prestigio por estar allí y podrían incluso sentirse inclinados a crear algo personalizado para el evento.

Recompensar los avisos no omitidos

Aunque es probable que Netflix no tenga un botón de salto, ¿por qué no dejar que los anunciantes se arriesguen e incluyan uno? Y si ese aviso se ve con frecuencia hasta su finalización, Netflix podría recompensarles con ubicaciones gratuitas o más baratas por hacerles a los espectadores el inestimable servicio de no ser terriblemente molestos.

Desarrollar unidades publicitarias propias

Netflix podría quitarle la experiencia a los anunciantes haciendo ‘avisos’ recurrentes que actúen más como contenido. Durante Stranger Things, por ejemplo, imagina a un Demogorgon haciendo ‘reseñas de productos’ durante las pausas publicitarias, probando (y finalmente destruyendo) productos que los anunciantes pagan para que se incluyan. Yo lo vería.

Gamificar la experiencia de visionado

Netflix es una plataforma interactiva. Debería adoptarlo más. ¿Te pegas las seis temporadas de Peaky Blinders en una semana? Te regalan una botella de Bushmills. ¿Crees que eres mejor blanqueando dinero que Marty Byrde? Juega al Simulador de Impuestos Ozark de TurboTax y descúbrelo.

Permitir una exploración más profunda de los contenidos relevantes

Si alguien ve el documental de Scorsese sobre los Rolling Stones, puede recibir un enlace de Spotify a tres álbumes de esa misma época junto con el audiolibro de la autobiografía de Keith Richards. Las posibilidades son infinitas.

Con un poco de creatividad, Netflix tiene la oportunidad de reimaginar el aspecto y el comportamiento de la publicidad online. Esperemos que lo haga. Sería emocionante para los anunciantes y posiblemente incluso, tolerable para los espectadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nombre*
Correo*
Mensaje*

Llena el formulario para aplicar a la plaza